miércoles, febrero 13, 2008

Estando a las puertas de la muerte, ¿se puede evitar una vez?.
Cuando creés que la haz burlado, cuando mejor estas....

se presenta otra vez ante ti, y no sabes si desearla.
Te puede manipular con sus artimañas, juega con tus sentimientos, te engaña.

La habías borrado de tú mente....y ¿porqué aparece?¿qué quiere?.
Y es que yo la deseo tanto!, la deseo.¿Caeré rendido una vez más ante su juego obsesibo?.
¿Porqué me engaño al decir que no la echaba de menos?, es mi mente la que habla....

mí corazón me pide que me deje consumir por ella.
Volver a sentir su afilada guadaña entre mis carnes, mirar su rostro tétrico.

¿Esta vez vendrá a por mí de verdad?.
No me dejes a las puertas como la última vez, no juegues con mi alma....

déjame sufrir contigo.Muero, lo deseo, muero, lo necesito......

se acabó el vagar por mi insípida realidad.Hazme tuyo por una última vez.
No más juegos, no más caminos falsos que no me llevan a ningun lugar.....

solo quiero un único camino y es el que lleva a tu oscura realidad.
Y es que te deseo tanto!, te deseo.
Estando a las puertas de la muerte, ¿se puede evitar una vez?.Cuando creés que la haz burlado, cuando mejor estas....se presenta otra vez ante ti, y no sabes si desearla.
Te puede manipular con sus artimañas, juega con tus sentimientos, te engaña.La habías borrado de tú mente....y ¿porqué aparece?¿qué quiere?.
Y es que yo la deseo tanto!, la deseo.¿Caeré rendido una vez más ante su juego obsesibo?.
¿Porqué me engaño al decir que no la echaba de menos?, es mi mente la que habla....mí corazón me pide que me deje consumir por ella.
Volver a sentir su afilada guadaña entre mis carnes, mirar su rostro tétrico.¿Esta vez vendrá a por mí de verdad?.
No me dejes a las puertas como la última vez, no juegues con mi alma....déjame sufrir contigo.Muero, lo deseo, muero, lo necesito......se acabó el vagar por mi insípida realidad.Hazme tuyo por una última vez.
No más juegos, no más caminos falsos que no me llevan a ningun lugar.....solo quiero un único camino y es el que lleva a tu oscura realidad.
Y es que te deseo tanto!, te deseo.


Vito Corleone