sábado, diciembre 27, 2008

TEDIO

¿Qué tristeza te envarga el corazón alma mía?,
que te encuentro tan pálida, tan sola, deprimida,
repasando con nostalgia como muere el día,
con los ojos azules de tu agreste herida...

Mirando en tu sonrisa la expresión dormida,
de pena de silencio, de quietud y agonía,
siento que se viste de luto la alegría,
para guarme extasiada hacia la "fuente florida"

donde descansa la sombra de la tierna poesía,
donde se esconde el susurro de una lágrima perdida,
donde se muere el suspiro de mi melancolía,
donde se extingue dulcemente el perfume de la vida...



Dayan