sábado, abril 11, 2009

CHUY

Estoy muerta en vida pues tu inesperado adiós me lastima
Y seguiré en la agonía
Hasta que tu alma no me diga
Lo que necesita para su partida
De esta tierra maldita,
Tierra que te otorgo
Un dolor que tu no
Merecías, tierra
Que engendro al maldito
Que te quito la vida.

Y lo único que me devolverá de
La agonía será saber que tu
Descansas en ese lugar vendito sin
Ni una preocupación o grito que pueda
Trastornar o detener tu camino hacia
Esa gloria que nunca sentimos los desafortunados
Seres vivos.

Mi única petición será que en tu
Gran corazón siempre estemos, que
Nunca te olvides de nuestros momentos
De alegría y de sufrimiento, porque
Yo te alcanzare en algún momento
Solo espera a que el tiempo
Me lleve a ese hermoso encuentro.



Maria Fernanda Rodriguez Mendoza